Importancia del calzado de seguridad en el trabajo

Según la ILO, en el mundo ocurren anualmente 317 millones de accidentes laborales. Además, todos los días 6300 personas mueren como resultado de accidentes o enfermedades relacionadas al trabajo; más de 2.3 millones de muertes al año.Los accidentes ocurren sin advertencias. Por eso, la seguridad debe ser componente clave de la vida y más en el trabajo. En este sentido, el calzado de seguridad es un elemento esencial para evitar lesiones en los pies y otros trastornos relacionados

El calzado de seguridad protege de objetos que caen

cuando los trabajadores llevan objetos pesados o trabajan en lugares con mucho movimiento; personas, máquinas, vehículos etc. Es común que caigan herramientas u otras cosas. Estos accidentes pueden causar pies aplastados, huesos rotos e incluso la pérdida de los dedos del pie.

Estos accidentes son especialmente comunes en la industria de la construcción. Ante estos casos el calzado de seguridad adecuado puede evitar fracturas en los pies.

Cuando los trabajadores están en riesgo de pisar objetos filosos o ser golpeados por estos en el pie. Por ejemplo, en zonas de construcción muchos objetos filosos pueden encontrarse en el camino de los trabajadores. Un zapato de suela blanda podría no proveer suficiente protección, mientras que uno con plantillas de alta resistencia, pesada y dura y con materiales gruesos alrededor del pie sí podría.

El calzado de seguridad protege de cortes

La maquinaria afilada o con partes en movimiento pude crear riesgos de corte para los trabajadores. Especialmente en industrias como la maderera, en donde se usan motosierras.

El calzado de seguridad protege de riesgos eléctricos

La electricidad plantea una variedad de riesgos en el trabajo. Los trabajadores se pueden electrocutar o acumular electricidad estática que puede crear chispas en ciertos ambientes. Este tipo de accidentes son especialmente mortíferos, por lo que se debe tener especial cuidado. Para reducir el riesgo es necesario usar calzado no conductivo hecho de cuero, goma u otros materiales que no conduzcan la electricidad.